Premisa: Vivir un Agosto sin internet (ni tv)

He decidido abstenerme radicalmente de usar cualquier servicio de Internet durante un mes completo: Agosto 2011. Asumo este reto y lo llevo a sus últimas consecuencias, afrontando todas las desventajas comunicativas que experimentaré pero también disfrutando este descanso positivamente.

Desde hace más de 10 años Internet se ha convirtió en parte primordial de mi vida (y la de muchos humanos en la actualidad). Es una herramienta de comunicación pero además de diversión y trabajo. Interviene en mi intelecto, en mi emocionalidad y hasta en mi cuerpo.
Invierto demasiada energía navegando en el universo virtual y necesito canalizarla para mejorarme como humano. Deseo seguir conociéndome y saborear una posible vida sin Internet. Algo que no será fácil.

Tendré que lidiar con detalles como:
La cantidad de correos electrónicos que se acumularán y toda la información oportuna que perderé. No poder mandar mensajes electrónicos. Dejar de lanzar frases al viento virtual en Twitter. Abandonar la costumbre de leer a @alejodorowsky y otros humanos inspiradores. No poder renovar préstamos de libros de las bibliotecas públicas. Perderme eventos convocados por la web. No poder consultarle nada a google. Dejar de descargar películas. No ver videos online y un sin número de etcéteras.

Pero más allá de estas incomodidades ¿qué aspectos positivos traerá la experiencia?
Luego les contaré lo que pude aprender este mes.

Por otro lado dejaré de ver televisión. Ya no soy un teleadicto pero me abstendré de todo contacto con cualquier canal de tv (noticias, conciertos, programas, etc).
Espero aprovechar mucho el tiempo que me dejen estos ayunos. Por ejemplo procuraré leer, escribir y meditar mucho.

Hasta pronto


LLÁMAME SI ME NECESITAS: (571) 4106398 - 3108077582

:: :: :: :: :: :: Contacto
Casa virtual de Picóscar Rangel | 2017